Buscar
  • Karen C

5 trucos para hacerte un mejor conversador de negocios


Imagen de: Freepik.es

Conviértete en el mejor conversador de negocios y haz de tus conversaciones toda una obra de arte.

Las relaciones son parte esencial en el mundo de los negocios. Sin relaciones interesantes con la gente no te irá tan bien.

Construir esta capacidad toma tiempo. No es fácil y no se le da de forma natural a todo el mundo. Es un proceso que sin duda alguna tiene que ser trabajado constantemente, todos los dìas.

Convertirte en un mejor conversador de negocios implica pensar bien en tus conversaciones, descifrando constantemente una mejor forma de hacer las cosas o una mejor forma de relacionarte con la gente con la que tienes contacto.

Es algo que requiere esfuerzo, consistencia y por lo que debes estar dispuesto a aprender de tus errores.

La psicología nos ha develado la mente humana, y los líderes de negocios han encontrado formas de ser mejores en una conversación aplicando algunos de estos conocimientos en sus eventos o reuniones.

1. Toma notas cuando conozcas a alguien

Una de las claves que siempre aparece en los artículos que te ayudan a ser un mejor conversador es hacer preguntas de seguimiento. Cuando estás en una conversación identifica las cosas de las que puedas preguntar después.

Encuentra cosa que parezcan importantes para la persona que está hablando. Por ejemplo, si estás en la oficina de una persona y esta está decorada con cosas de deportes, entonces puedes intuir que esa persona es muy fan de cierto deporte y cierto equipo. Hazle preguntas al respecto..

A todos nos gusta ser apreciados, y nos gusta que nos escuchen. Anotar esto te ayudará a recordar detalles que harán que la próxima vez que veas a esta persona, ella o él se de cuenta de que le pusiste atención, y que no estabas escuchando sólo por compromiso.

2. Admite abiertamente cuando no sepas algo

Este tip debe usarse con moderación pero esto es básico si quieres que alguien se abra contigo.

A todos nos encanta hablar sobre nosotros mismos. Si encuentras algo que claramente le interesa a la persona con la que estás hablando y no conoces mucho del tema, no tengas miedo de decírselo y pedirle que te explique más.

Por lo general puedes aprender más de la forma en que una persona piensa si les haces preguntas y les permites que te cuenten.

3. Usa el poder de los favores personales

Hacer algo por alguien o hacer que una persona haga algo es una herramienta muy poderosa, una que puede reforzar tu negocio de formas que ni te imaginas.

Pedir favores y ofrecer favores a la gente en una plática hace que tu relación se fortalezca. Por ejemplo, si le pides a alguien que haga algo pequeño mientras estás negociando un acuerdo, esto hace que la otra persona se muestre más dispuesto contigo. A esto se le conoce como el efecto Ben Franklin. La gente que ya te ha hecho un favor, por pequeño que sea, tiende a ser más amable contigo y a querer hacer más cosas a futuro.

4. Sé auténtico, siempre.

El famoso emprendedor Gary Vaynerchuk dice que hay un lado oscuro de las ventas en el que es fácil caer: “Es la tentación de hacer cualquier cosa por lograr la venta, incluso aunque no sea bueno para el cliente. Es el lado al que no le importa una segunda venta y que sólo va por una conversión a corto plazo… Honestamente creo que un gran vendedor es el pináculo del comportamiento humano”.

La idea de un buen vendedor para Vaynerchuk es una persona que hace lo mejor para el cliente, y que idealmente termina en una situación de ganar-ganar. No habría razón para intentar convencer a alguien que tiene razones reales para no querer lo que le estás ofreciendo.

La gente se da cuenta cuándo sólo te preocupas por ti mismo, o cuando estás siendo falso. Así que sé auténtico.

5. Reconoce que no le puedes dar gusto a todo el mundo

Habrá gente con la que trates que siempre querrá más y te darás cuenta de esto muy rápido. Tal vez sean del tipo súper prepotente que siempre quiere más porque está buscando formas de sacar ventaja. O tal vez estén atravesando por un mal momento en sus vidas personales y se desquitan con sus socios.

Si estás tratando con alguien que realmente te molesta, da un paso atrás y evalúa. Pon barreras y asegúrate de no enfocarte en lo negativo de esa persona.

Piensa en soluciones. Haz lo que puedas por ellos, pero asegúrate de no dejarte consumir por su negatividad.

Las conversaciones de negocios pueden ser complejas, pero estos trucos psicológicos te ayudarán a sacar lo mejor de cada situación en la que te encuentres. Asegúrate de seguirlas y te darás cuenta de que eres más inteligente, más capaz y un mejor comunicador de negocios.

8 vistas