Buscar
  • Karen C

7 pasos para vivir con propósito


Sigue tu pasión y fluye.

¿Estás teniendo problemas para vivir la vida de tus sueños? Quizás estás distraído por el “cómo” lograrlo, cuando en lo que deberías enfocarte es en identificar tu vocación, eso para lo que naciste.

Hacer lo que amas y vivir fluyendo es posible, sólo necesitas tener la motivación y mentalidad correctas, y luego tomar las acciones necesarias.

1. Entiende lo que debería ser la vida

“Vivir con propósito” significa hacer lo que realmente te importa, en sintonía con tus valores y creencias.

Cuando no estás siendo tú mismo, gris y sin sentido. Estás aburrido y ocupado al mismo tiempo, siempre cansado, incluso las cosas pequeñas se sienten como una gran carga de trabajo.

Cuando estás alineado, la vida está bien. Las cosas son fáciles, y todo funciona. Te sientes vivo, apasionado e inspirado. No te preocupa cómo llegar a donde vas, te sientes seguro de ti mismo incluso cuando sientes miedo.

2. Usa tu llamado interior

Deja de buscar respuestas fuera de ti. Sólo hay una: sé la persona para la que naciste. Puedes encontrar muchos test en Internet para identificar tu vocación, pero no los necesitas. En el fondo tú ya sabes lo que te hace sentir vivo, sólo tienes que poner atención.

3. Confía en ti mismo y olvídate de lo que piensen los demás

No hay una forma correcta o errónea de vivir. Si no estás siguiendo tu intuición, estás funcionando bajo los términos de los demás, y nadie debería decirte cómo ser tú.

Imagina que eres exitoso y que nadie puede cuestionarte porque estás en la cima del mundo. ¿Cómo actuarías? La seguridad y creer en ti mismo son la clave. Decide de manera consciente que sabes lo que es mejor para ti.

4. Siente el miedo y sigue caminando

Haz un cambio o empieza a hacer algo. Mantener tu propósito requiere práctica, pero no tienes que trabajar siempre para lograrlo.

Lo desconocido nos asusta. Nos sentimos cómodos y seguros con las cosas que conocemos. El miedo es parte de nosotros y siempre estará presente, pero no puede dominarnos a menos que lo permitamos, así que sigue avanzando hacia tus objetivos sin importar que sientas miedo.

5. Piensa nuevamente en tu lista de pendientes

El tiempo es sumamente valioso y deberías valorar la forma en la que lo inviertes. Si no decides lo que vale la pena desde el principio, terminarás invirtiéndolo en cosas que no te ayudan a crecer.

Si tu objetivo no te importa demasiado como para hacer actividades diarias que te lleven a él, puede que no sea tan importante como crees. Pero si realmente lo quieres, harás lo que tengas que hacer para conseguirlo.

6. Revisa todos los días cómo te sientes

Antes de levantarte por las mañanas, pregúntate lo que será importante en el día. La mayoría de las cosas que hacemos durante el día nos desconectan de lo que somos, así que practica lo contrario. Siéntate durante 15 minutos o escribe lo que tenga que fluir. Suelta e ignora el mundo exterior, incluso si tienes que empezar por notar el mundo que tú mismo has creado.

7. Reconoce que tienes todo lo que necesitas

Puede que al principio esto te parezca incómodo, y habrá ocasiones en las que también te requiera esfuerzo y trabajo. Pero cuando estás haciendo lo correcto, vale la pena.

Si confías en que va a funcionar, funcionará. No te preocupes si no tienes el resultado que quieres hoy, el éxito toma tiempo, y por eso, la mayoría de las personas se rinde. No hay forma de fracasar cuando eres tú mismo.

Tienes todo lo que necesitas. Te convertirás en la persona que naciste para ser cuando te des cuenta de que ya lo eres.

2 vistas