Buscar
  • Karen C

¿Cómo entregar tu tarjeta de presentación?


Causa impacto al momento de entregar tus tarjetas de presentación, para que no pases desapercibido.

Es muy importante crear tarjetas de presentación que tengan un formato agradable y sobre todo que cuente con las información necesaria, pero eso no es sólo lo que importa, ¿Qué sucede con la forma de entregarlas? ¿Existen protocolos para elegir el tiempo adecuado para entregarla? ¿Cómo hay que guardarlas? La presentación es lo que cuenta.

Sorprendentemente, muy pocos saben cómo entregar y recibir tarjetas de presentación, así que aquí te tenemos los puntos fundamentales de las cuales pende la presentación, de acuerdo con Renata Roa, consultora en Imagen Pública y Comunicación Facial.

Para la experta, uno de los puntos más importantes que debes tomar en cuenta antes de realizar tu presentación de manera formal, es saber cómo hay que entregarlas. “Nadie sabe cómo hacerlo ni cómo hay que recibirlas, sin embargo, este es un factor sumamente importante porque implica encontrar el momento adecuado para poder realizar una presentación, hacerlo de la manera adecuada y crear un entorno de impacto para que esta persona te pueda recordar o en su defecto, lea la tarjeta que le estás ofreciendo”.

¿Cómo entregar y recibir?

Entregar adecuadamente tu tarjeta de presentación aumenta las posibilidades de que te recuerde quien la recibe, a pesar de tener muchísimas más. ¿Por qué habría que recordarte a ti?

“Lo que buscamos es que el hemisferio derecho se combine con el hemisferio izquierdo. El hemisferio izquierdo se encarga de leer la parte lingüística, científica y matemática, mientras que el derecho se encarga de ver la estética, la creatividad y las emociones, así que entregarlo de la forma adecuada hará que se combine la función de estos dos hemisferios: el impacto visual de tu tarjeta con la lectura adecuada y el sonido de tu voz”.

Cuando entregas: De acuerdo con Roa, una tarjeta de presentación siempre se entrega tomándola por la esquina superior izquierda, esto con el propósito de que sea entregada para que la persona que la recibe la pueda leer de manera inmediata.

Cuando recibes: “La forma adecuada de recibir una tarjeta de presentación es leyéndola, de esta forma transmitirás interés en la persona que se está presentado; después, se guarda en un lugar adecuado, ya sea en el tarjetero o en la cartera; nunca debes guardarla en el bolso o en el bolsillo del traje porque lo único que denotas es que la persona no te interesa”, agrega Roa.

Ahora que sabes cómo entregarla y cómo recibirla, la pregunta siguiente es cuándo entregarla. Encontrar el momento adecuado es la parte central, y según la experta, existen tres situaciones importantes en la vida de los ejecutivos.

En una junta de negocios

Cuando existe una reunión de proveedores, de clientes o una junta de presentación de algún producto, de marketing de la marca o en la que participan varias personalidades; el momento adecuado para entregar las tarjetas es cuando vas a sentarte o al inicio de la reunión.

“El entregarlas en un inicio, ayudará a identificar a las personas que se encuentran dentro de la reunión, de esta forma vas a saber quién es quién en la junta y además existirá un momento de atención e impacto”, indica la experta.

En un evento social

En esta situación, la entrega de tarjeta se realiza después de la presentación del evento, de esta forma podrás tener la oportunidad de presentarte sin ningún factor distractor.

“En estos casos, siempre hay que procurar presentarse al final del evento, de esta forma no habrá factores distractores, no se interrumpirá el evento y se creará un instante cómodo para hacerlo, por ello es importante cuando se haga la presentación persona a persona”.

En una junta uno a uno

Cuando existan reuniones con clientes importantes, proveedores, posibles socios o simplemente una reunión de negocios que se realice de manera personalizada, el momento adecuado para entregar la tarjeta es cuando se presentan, así podrán saber quiénes son antes de comenzar la charla de negocios.

Lo que nunca hay que olvidar

Roa asegura que en los detalles está el éxito de esta forma, nos enumera algunos tips que no debes dejar pasar de largo al momento de entregar tus tarjetas:

Llévalas a la mano. Tener acceso rápido a tus tarjetas hará que la charla se desenvuelva de manera más fluida, evitarás interrupciones para buscarlas y la otra persona tendrá una buena impresión de ti. Guárdalas en una parte específica del bolso, si hablamos de mujeres y en el caso de los hombres guardarla en el bolso interior del saco.

Si no está actualizada, no la des. Roa asegura que lo peor que se puede hacer es entregar alguna tarjeta que no esté actualizada, evita aclarar datos y por favor, nunca entregues una tarjeta garabateada o con corrector.

No las guardes donde sea. Existen portatarjeteros, estos se encargarán de que las tarjetas estén protegidas contra rayaduras, pintura de carteras y sobre todo, las mantendrá en una condición adecuada para ser entregadas. Nunca entregues una tarjeta doblada o maltratada.

Cuéntanos qué te parecieron los consejos de la experta en el tema, y compártenos algunos tips que te funcionen para entregar tarjetas de presentación.

9 vistas